San Félix de Valois



¿Qué día se celebra San Félix de Valois?

Este día celebran su santo...

Los Félix suelen celebrar el 15-jul: San Félix de Tibiuca

¿Quién fue San Félix de Valois?

Fundador de la Orden de la Santísima Trinidad para la Redención de los Cautivos

Biografía de San Félix de Valois

Vida de San Félix de Valois Nació en 1127; murió en Cerfroi el 4 de Noviembre de 1212. Su conmemoración es el 20 de Noviembre. Se apellidaba Valois porque, según algunos, era miembro de la rama real de los Valois en Francia, según otros, porque era nativo de la provincia de Valois. A temprana edad renunció a sus posesiones y se retiró a un denso bosque en la Diócesis de Meaux, donde se entregó a la oración y la contemplación. En su retiro fue acompañado por San Juan de Matha, quien le propuso el proyecto de fundar una orden para el rescate de los cautivos. Después de ferviente oración, Félix en compañía de John partió para Roma y llegó al comienzo del pontificado de Inocencio III. Levaban cartas de recomendación del Obispo de París, y el nuevo papa los recibió con la mayor benevolencia y los hospedó en su palacio. El proyecto de fundar la orden fue considerado en varios cónclaves solemnes de cardenales y prelados, y el papa, después de ferviente oración decidió que estos hombres santos fueron inspirados por Dios, y erigidos para el bien de la Iglesia. Solemnemente confirmó su orden, a la que llamó Orden de la Santísima Trinidad para la Redención de los Cautivos. El papa comisionó al Obispo de París y al Abad de San Víctor para redactar una regla para la institución, la cual fue confirmada por el papa, el 17 de Diciembre de 1198. Félix regresó a Francia para establecer la orden. Fue recibido con gran entusiasmo, y el Rey Felipe Augusto autorizó el instituto en Francia y lo patrocinó con notables beneficios. Margarita de Blois regaló a la orden veinte acres del bosque donde Félix había construido su primera ermita; y casi en el mismo sitio erigió el famoso monasterio de Cerfroi, la casa matriz de la institución. En el lapso de cuarenta años la orden poseía seiscientos monasterios en casi todas partes del mundo. San Félix y San John de Matha fueron obligados a partir, el último fue a Roma a fundar una casa de la orden, la iglesia de la cual, Santa María in Navicella, permanece todavía en la Colina Caeclian. San Félix permaneció en Francia para ocuparse de los intereses de la congregación. Fundó una casa en París adjunta a la iglesia de San Maturino, que más adelante llegó a ser famosa bajo la dirección de Robert Gaugin, maestro general de la orden. Si bien la Bula de su canonización ya no existe, es una tradición constante de su institución que él fue canonizado por Urbano IV en 1262. Du Plessis nos dice que su fiesta se guardaba en la Diócesis de Meaux en 1215. En 1666 Alejandro VII lo declaró santo debido a su culto inmemorial. Su fiesta fue trasladada al 20 de Noviembre por Inocencio XI en 1679. (Fuente: enciclopedia católica) Fuente: enciclopedia catolica